¿En qué fechas debemos casarnos?

 

 

 

Es verdad que muchas personas, a la hora de casarse, no dan demasiada importancia a si existe o no una fecha mejor para ello. Pero, lo cierto es que, según la Astrología, así es. Y por eso, a lo largo de este artículo, os invito a que conozcáis esas premisas, para que podáis acertar a la hora de seleccionar el día de vuestra boda.

 

En primer lugar, es bueno que tengamos en cuenta el calendario lunar, según otro de los artículos que al respecto de las lunaciones publiqué. Aunque también es verdad, que la Numerología y los Números Maestros tienen su influencia en tal acción.        

                    

Evidentemente, desde el punto de vista personal, muchas pueden ser las preferencia. Como que sea en los meses de verano o en la primavera, porque son estaciones más bonitas o alegres.

Pero, eso no es suficiente para acertar al seleccionar la fecha de nuestra boda.

Así, teniendo en cuenta la influencia de la luna, tal como os dije anteriormente, os sorprenderá saber, que, pasados algunos días tras la Luna Nueva, esto nos hará comenzar con buen pie un proyecto, que luego en el cuarto creciente se potenciará y afianzará.

 

Entonces, pasados dos días desde la Luna Nueva, podemos solicitar que nos den esa fecha de boda. Y, conseguirla para una fecha en que haya cuarto creciente, será lo ideal. Porque le estaremos mandando el mensaje al Universo, de que queremos que ese sea un proyecto que crezca y crezca y se expanda….

 

Si lo anterior no es posible, podemos acogernos a la posibilidad de que sea pasados dos días desde la Luna Nueva. Y hacerlo en Luna Llena, tampoco será nada desdeñable, pues le conferirá una fuerza infalible al proyecto.

Ahora bien, en el caso de las parejas ya muy establecidas, esa fecha no les va a influir mucho. Pero, no sería mala idea que si uno de los dos es por ejemplo del signo zodiacal de Virgo, y el otro Géminis, hacerlo en un elemento que recaiga entre esos dos, como por ejemplo es el caso de Leo. O bien, bajo una luna que se encuentre bajo este signo.

 

Sin embargo, existen fechas mágicas, que independientemente de lo anterior, también podemos elegir para casarnos.

 

Tal es el caso del número 11, que indica que estamos siendo guiados (pensad que en las horas espejo, esa concordancia la encontramos en la hora 11:11).

 

 

Pero el número Tres en el Tarot de Marsella, y según su relación con el Arcano de la Emperatriz nos habla de fertilidad y expansión.

 

También el Cinco correspondiente al Papa, nos hablaría de que buenamente estamos eligiendo para nuestra boda un momento mágico y espiritual.

 

El número siete referente al Arcano del Carro, nos hablaría de un proyecto que tira hacia adelante. Y, por ejemplo el Arcano número 11 relativo a la carta de la Fuerza, nos diría que ese proyecto tendrá la fuerza suficiente.

 

Pero, no os recomiendo fechas tradicionalmente complejas, como un martes trece, pues la conciencia colectiva que sopesa sobre esos días, los desvirtúan totalmente.

 

About the Author

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may also like these